Entradas

Mañana

El mañana es un regalo. Un regalo para crear y moldear nuestra vida y momentos. Una oportunidad para ser alguien mejor. Hasta mañana. Gracias infinitas por mi tesoro!

Madres juzgadas

Como madre, me siento continuamente juzgada. Vivo por y para mi preciosa bebé con la continua sensación de que no sé,  de que todo lo hago mal, y de que las abuelas, y el padre, y hasta cualquiera que pasa por la calle lo haría mejor. Y no es justo. No es justo porque no es fácil,  y porque yo también necesito apoyo y comprensión en medio de tanta crítica.
Respeto y comprensión hacia las madres, por favor: el trabajo más exigente, demandante, satisfactorio y maravilloso, pero para el que no se nace sabiendo. Además,  hay tantas maternidades como madres y bebés, y mientras el Amor sea infinito, no hay madre mejor que otra :)

Lo que realmente importa

Tu carita de bebé bollito.
Tus pelitos tiesos.
Tus ojitos grandes y curiosos.
Tu boquita rosita.
Tu sonrisa. Esa sonrisa que llena mi alma de satisfacción plena.

Pero también importan otras cosas, aunque no tanto como tú, mi tesorito:

Hacer bien mi trabajo, porque detrás de cada caso, hay una vida, una historia.
Amar, dejar ir, cuidar, dar gracias.

Y el resto, no importa. La oscuridad deja de serlo cuando hay luz.

La fuerza del amor

Ya lo dijo Vincent Van Gogh:
"En el amor reside la fuerza y cualquiera que ama mucho, hace mucho y puede lograr mucho, porque eso hace el amor".
Y yo añado: nadie ama tanto como una madre.

Princesita del invierno

Eres una princesita del invierno. Siempre recordaré esa madrugada del 28 de febrero en la que rompí aguas, y mi convicción lógica  de que serías una princesita de febrero. Pero no. La vida casi siempre nos sorprende, y naciste 21horas después por cesárea, en el inicio de un lluvioso 1 de marzo.
El 1 de marzo siempre fue especial para mí, era el cumpleaños de mi abuelo materno, Ángel,  un ángel que habita en el cielo desde hace ya la friolera de dos décadas. ¡Qué rápido y que lento transcurre el tiempo a la vez! Se nos escurre de las manos como el agua cuando la intentamos atrapar.
En esos primeros de marzo de mi tierna infancia solían matar un cordero para celebrar el cumpleaños por todo lo alto, con el bullicio y la alegría de las familias numerosas. Mi prima y yo llorábamos al dulce corderito asesinado con el que habíamos jugado días antes, si bien se nos olvidaba rápido en el sabor de las tiernas tajadas.
Ahora el 1 de marzo es aun más especial. Recuerdo en aquellos días del princi…

Cataluña

Hoy escribo para dar mi opinión sobre el monotema tabú del que todo el mundo habla y nadie quiere opinar:  Cataluña.
Seré breve, ya que no dispongo de mucho tiempo: los catalanes deberían votar. Porque votar nunca resta si se hace limpiamente, porque está claro que hay personas en Cataluña que desean independizarse, y porque la obstinación de no realizar un referéndum caldea mucho más la situación.
¿Qué la constitución dice qué?  ¿Desde cuándo le importa a esta gente la constitución? ¿Dónde pone que nos roben, que enchufen a los amigos a dedazo...? Señores, no sé mucho de constituciones pero claro que se puede cambiar: preguntando a los españoles (a todos) que qué opinamos de un referendum en Cataluña. Y quizá se lleven una sorpresa...
En Castilla no entendemos de independentismo ni separaciones. ¿Se equivocan? Por supuesto. ¿Acaso tiene algún sentido separarse en un mundo que tiende a unirse? No. Pero la libertad es un derecho fundamental y sin libertad no hay democracia.
Y soy madri…

Qué significa ser madre

Mi preciosa bebé joyita ya tiene 4 meses, 4 meses imposibles de describir  a una persona que no haya vivido esta trascendencia maravillosa que es la maternidad.
Ser madre es dificilísimo,  lo más difícil y sacrificado que he experimentado hasta ahora, y me atrevería a decir que no es una experiencia apta para cualquiera. Claro, que la larga (y amenudo sufrida) aventura del  embarazo y el parto te prepara y moldea sin piedad, agrandando tu corazón y tu alma para recibir al tesoro. Es posible que mi yo de antes poco o nada tenga que ver con mi yo de ahora. Es posible que mi yo de antes no fuera apto para la maternidad, pero mi yo de ahora... Mi yo de ahora antes que nada, es Madre.
 Si ella sufre, yo sufro mucho más. Si ella llora, yo lloro mucho más. Pero si ella ríe... No hay manera de explicar lo que siento cuando ella ríe.  Podría decirse que muero de amor, que siento absoluta felicidad, amor infinito, satisfacción plena.
Vivir como crece cada día,  sus logros, su forma de sorprende…